Homologación ropa de moto

A la hora de comprar tu equipación para ir en moto es muy importante que sepas escoger correctamente todas las prendas, ya que deben protegerte debidamente. A nadie le gustaría tener un accidente y ver cómo las consecuencias son mayores por no haber sabido elegir bien la equipación técnica. Para que puedas tener un buen criterio a la hora de elegir, vamos a explicarte las diferentes normas y homologaciones que rigen cada prenda y su etiquetado para que comprendas qué significan.

Lo primero que debemos aclarar es que una prenda puede estar certificada y no estar homologada. Pero, ¿cómo podemos diferenciarlas? En este punto, el etiquetaje es lo más importante de la prenda.

Certificación CE 89/686 EPI

Desde diciembre de 1989, la ropa de motorista está enmarcada dentro de la directiva CE 89/686 relativa a los equipos de protección individual (EPI). Esta directiva se refiere a muchos tipos de equipación de protección individual, como podrían ser unos guantes de obra o unas gafas antisalpicaduras, y cubre desde aspectos generales a otros muy específicos.

La certificación EPI es sólo eso, una certificación. Es lo que normalmente se muestra en las etiquetas con el símbolo CE de la comunidad europea. Pero cuidado, esta certificación sólo sirve para que veas que se cumplen las normativas relacionadas con la protección individual, no que sean las prendas indicadas para protegerte como motorista.

Homologación de las prendas de protección

Ahora que ya hemos aclarado lo que son las prendas certificadas, vamos a profundizar en las homologaciones. Antes de entrar en detalle, debes saber que cada tipo de prenda, según la zona del cuerpo que proteja, tendrá su código de norma:

  • Chaquetas y pantalones: EN 13595 (válido hasta 21/04/2023) o EN 17092 (publicada en 2017, entrada en vigor prevista para julio del 2019)
  • Hombreras, coderas, rodilleras: EN 1621.1
  • Espalderas: EN 1621.2
  • Tórax: EN 1621.4
  • Guantes: EN 13594
  • Calzado: EN 13634
  • Casco: R 22

Para saber si la prenda está homologada o no, en la etiqueta debe aparecer el logo cuadrado con el motero, además de indicar el número de norma y su nivel de protección.

Ten en cuenta que el logo de CE no es obligatorio en la prenda, pero sí en su embalaje, etiquetas o instrucciones. Cada una de las normas tiene sus propias características.

Hoy hablaremos especialmente de las normas EN 13595 y EN 17092 y sus principales diferencias.

Norma EN 13595

Esta norma, que data del año 2002, se aplica a la ropa de protección para motoristas profesionales, principalmente chaquetas, pantalones y trajes de una o dos piezas. Está dividida en cuatro partes y cada parte se refiere a un tipo de protección y contempla un tipo distinto de prueba.

Las prendas que muestran esta homologación cumplen con las exigencias según las pruebas que garantizan ciertos niveles de ergonomía, resistencia a la abrasión por impacto, resistencia a la rotura y resistencia al corte por impacto. Las pruebas se realizan con la Maquina de Abrasión de Cambridge, y consiste en dejar caer sobre una lijadora de papel de lija continuo de grano 60 a 29km/h una muestra del tejido, el cual tiene debajo un hilo de acero fino por el que pasa corriente eléctrica. Cuando el hilo se corta, la máquina se para. Según el tiempo que tarda en romperse el hilo, se consigue un nivel u otro de protección.

En esta norma divide el cuerpo en cuatro zonas, pudiendo tener cada una hasta dos niveles de protección.

Así, las Zonas 1 y 2 deben tener protección contra impactos y resistir 4 segundos para obtener el nivel 1 y 7 segundos para el nivel 2.

Homologación ropa moto NORMA EN 13595

La Zona 3 debe aguantar 1.8 segundos par el nivel 1 y 2.5 para el nivel 2. La Zona 4 puede utilizarse para la ventilación y las zonas de ajuste, pero debe aguantar 1 segundo para el nivel 1 y 1.5 para el nivel 2.

Estas prendas se podrán seguir vendiendo hasta el 21 de abril del 2023, cuando finaliza el periodo de transición que marca el reglamento del Parlamento Europeo, por lo que no te extrañes si aún encuentras prendas con esta homologación.

Norma EN 17092

Esta norma, que ya están aplicando la gran mayoría de fabricantes, se basa en la prueba de abrasión que se realiza con la Máquina de Abrasión de Darmstad. En esta prueba, se somete a la prueba a una velocidad de rotación y se presiona sobre un bloque de hormigón con una fuerza constante hasta que se para por si sola. Se considera que esta prueba es más parecido a lo que ocurre en un accidente de verdad porque en un primer momento el tejido debe aguantar una alta velocidad, pero a medida que se desgasta, la velocidad también disminuye y el roce, por lo tanto, es menor.

Además, se divide el cuerpo en tres zonas, pero con 5 niveles diferentes de resistencia a la abrasión. La certificación de nivel de protección se rige por los siguientes valores:

  • Clasificación AAA: máxima protección, debe aguantar 4 segundos de resistencia a la abrasión a una velocidad de 707.4 rpm (equivalente a 120km/h) en la Zona 1, 2 segundos a 442.1 rpm (unos 75km/h) en la Zona 2 y 1 segundo a 265 rpm (sobre los 45km/h) en la Zona 3.

Homologación ropa moto NORMA EN 17092 AAA

  • Clasificación AA: recomendada para conducción por carretera o toruing, debe aguantar 2 segundos a 412.6 rpm (unos a 70km/h) en la Zona 1, 1 segundos a 265.3 rpm en la Zona 2 y 0.5 segundo a 147.4 rpm (25km/h aproximadamente) en la Zona 3.

Ropa moto homologada NORMA EN 17092 AA

  • Clasificación A: adecuada para conducción urbana, debe aguantar 1 segundo a 265.3 rpm y 0.5 segundos a 147.4 rpm en la Zona 2.

Ropa moto homologada NORMA EN 17092 AA

Las clasificación B es para prendas como las de la clasificación A pero sin las protecciones contra impactos y la C es para prendas como los petos de malla de offroad, los cuales tiene protectores contra impactos.

Además, la puntuación de la prenda será la que aplique a su parte más débil. Es decir, que si tenemos que una chaqueta tiene un nivel AAA en las protecciones de impacto pero las costuras son de nivel A, toda la prenda tendrá la categoría A.

Esperamos que con esta pequeña guía comprendas mejor el etiquetaje de tu equipación técnica.

Compártelo:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *